Autoriza AMLO reactivación de VW y AUDI en Puebla; Barbosa lo duda

La industria automotriz en Puebla, encabezadas por WV y Audi, reiniciará actividades el 18 de mayo, de acuerdo con el plan de la “Nueva Normalidad” presentado la mañana de este miércoles por el gobierno federal luego de que fuera recatalogada como actividad esencial.

“Vamos a agregar tres nuevos sectores a las actividades esenciales, la minería, la construcción y la fabricación de transporte”

En una tabla mostrada durante la exposición de la titular de la Secretaría de Economía, Graciela Márquez, se muestra que dichos sectores podrán reiniciar actividades a partir del 18 al 31 de mayo, de forma gradual.

“Iniciará del 18 al 31 de mayo, esta etapa es igualmente importante porque es una etapa en donde nos vamos a preparar los trabajadores, las empresas, las familias para reiniciarán las empresas tendrán que hacer protocolos, nosotros tendremos que saber qué hacer en cada momento de la nueva normalidad”.

En este sentido, además, la industria automotriz podrá operar en caso de que el semáforo esté en rojo, que simboliza que sólo las actividades esenciales pueden operar.

Márquez puntualizó que todo ello debe realizarse de manera ordenada pero siempre observando las medidas sanitarias correspondientes. 

“Por eso es un regreso a la nueva normalidad, porque vamos a estar todo el tiempo sabiendo que debemos seguir cuidándonos, todavía no hay vacuna, todavía no hay medicamento para el Covid-19, entonces tenemos que seguir cuidándonos con las recomendaciones de la secretaría de salud” 

MEDIDAS DEBEN TOMARSE CON RESERVA, AFIRMA BARBOSA

Ante este panorama el gobernador de Puebla, Miguel Barbosa Huerta, señaló que la medida debe tomarse con reservas pues el reinicio de la actividad automotriz y de la construcción significa la movilización de miles de personas y con ello el rompimiento de las medidas de Sana Distancia.

“Acaba con todo, es la incorporación de 15 mil trabajadores de la VW, 7 mil de AUDI, otros 15 mil cuando menos de las industrias proveedoras de partes de esta industria automotriz y desde luego todo este movimiento implica la necesidad de servicios”.

Especificó que si bien pueden beneficiar a la entidad, también la pueden perjudicar. 

“Son políticas experimentales basadas en la probabilidad, que pueden tener probabilidades de acierto en márgenes altos… o de error en márgenes altos también… y el repunte de contagios también puede llegar a ser muy alto, y salirse de control», sentenció.